Saltar al contenido principal.

Acceso a otros temas jcyl.es

Página de inicio de la Junta de Castilla y León

Medio Ambiente

Contacto

Acceso a otros temas jcyl.es

Medio Ambiente de Castilla y León

Redes Sociales

  • Twitter
Contenido principal. Saltar al inicio.

Reservas Regionales de Caza


Actualmente existen en Castilla y León un total de 10 Reservas Regionales de Caza:

 

Reservas Regionales de Caza
NOMBRE PROVINCIA SUPERFICIE (Ha) CONTACTO
Sierra de Gredos Ávila 39.052 rrc-gredos@jcyl.es
Sierra de la Demanda Burgos 74.509 rrc-demanda@jcyl.es
Ancares leoneses León 36.357 rrc-ancares@jcyl.es
Mampodre León 31.400 rrc-mampodre@jcyl.es
Riaño León 77.800 rrc-rianio@jcyl.es
Fuentes Carrionas Palencia 48.813 rrc-fuentescarrionas@jcyl.es
Las Batuecas Salamanca 21.513 rrc-batuecas@jcyl.es
Urbión Soria 115.895 rrc-urbion@jcyl.es
Sierra de la Culebra Zamora 67.340 rrc-sierraculebra@jcyl.es
Lagunas de Villafáfila Zamora 32.549 rrc-sierraculebra@jcyl.es

Abre una nueva ventana para descargar la Tabla.  Descarga la tabla Reservas Regionales de Caza en formato Excel

Las reservas nacionales de caza, reconvertidas en reservas regionales en la Ley 4/1996, de 12 de julio, han constituido un modelo de éxito en la gestión cinegética reconocido a nivel internacional, que permitió la recuperación de especies prácticamente extintas en amplios territorios.

La gestión y administración de las reservas corresponde a la consejería, la cual realizará estas funciones directamente o a través de sus entidades adscritas, fomentando por parte de la misma la constitución de asociaciones de propietarios incluidos en las reservas regionales de caza, con la finalidad de fomentar su implicación en la gestión de las mismas.

Al frente de cada Reserva Regional de Caza existe un Director Técnico, que tiene a su cargo la elaboración del plan técnico anual, la memoria anual de actividades y, en general, la gestión y la dirección de los aprovechamientos cinegéticos, actividades, obras y trabajos que se efectúen en la Reserva Regional de Caza relacionados con la misma.

Cada reserva regional de caza se gestionará conforme a un plan cinegético que será elaborado y aprobado por la consejería a fin de garantizar el fomento y la adecuada gestión de las poblaciones cinegéticas en unos niveles, estructura y estados sanitarios adecuados de forma compatible con la conservación de la biodiversidad.

Los planes cinegéticos de las reservas regionales de caza se articularán territorialmente a través de su división en cuarteles, entendiéndose por tales aquellas unidades de gestión cinegética establecidas conforme a criterios de potencialidad cinegética y organización de la gestión, sin perjuicio de que existan reservas con un único cuartel cuando las circunstancias lo aconsejen.

En cada reserva regional de caza, la consejería aprobará anualmente un plan técnico en desarrollo del plan cinegético en el que, en función de los censos más actualizados, se fijarán los cupos de caza para cada cuartel.


En cada reserva regional de caza existe una Junta Consultiva como órgano colegiado asesor de la consejería en los asuntos relacionados con la reserva, tales como su planificación cinegética, su ampliación, reducción o extinción, la distribución de las cacerías entre los propietarios de terrenos, u otros asuntos de carácter cinegético o administrativo que afecten a la reserva.

En las juntas consultivas estarán representados, al menos:

- Los ayuntamientos cuyo término municipal esté integrado total o parcialmente en la reserva.

- Los propietarios de terrenos integrados en la reserva.

- La Federación de Caza de Castilla y León.

- Las sociedades de cazadores deportivas con sede en los términos municipales que estén integrados total o parcialmente en la reserva.

- Las asociaciones con sede en la provincia donde se sitúe la reserva, cuya finalidad principal, según sus estatutos, sea la promoción, el estudio, la gestión o la defensa de los recursos naturales.

- Las organizaciones profesionales agrarias.