Saltar al contenido principal

Acceso a otros temas jcyl.es

Junta de Castilla y León

Medio Ambiente

Contacto

Acceso a otros temas jcyl.es

Medio Ambiente de Castilla y León

LIC y Parque Natural del lago de Sanabria y alrededores

  • Abre una ventana o marco nuevoContactar
  • Abre una ventana o marco nuevoEnviar
  • Abre una nueva ventanaImprimir


Proyecto LIFE / Ámbito de actuación / LIC y PARQUE NATURAL del. Lago de Sanabria y alrededores / Localización


El Lugar de Interés Comunitario (LIC) Lago de Sanabria y alrededores (ES 4190009) está situado en el extremo noroccidental de la provincia de Zamora (España) y su territorio se corresponde con áreas de media y alta montaña de las sierras de Segundera y Cabrera. Este espacio natural se extiende por una superficie de 22.645 hectáreas y comprende varios cursos de agua pertenecientes a la Cuenca del río Duero (subcuenca del río Tera) y a la Cuenca del río Miño (subcuenca del río Bibey).


Desde el Moncalvo y Peña Trevinca, a más de 2.000 metros de altitud, este territorio recoge aguas de casi toda la cuenca vertiente del Lago de Sanabria y del río Tera, su principal tributario. Por debajo de la línea de las cumbres, a unos 1.700 metros de altitud, estas antiguas montañas forman una especie de altiplano ondulado cubierto de brezos y salpicado de lagunas cristalinas y turberas. Desde allí, el agua se precipita a través de profundos cañones tallados por el hielo hasta el Lago de Sanabria, verdadera joya vestigio de la época glaciar, rodeada de grandes bloques de piedra granítica (restos morrénicos) y bosques de roble que se extienden por el valle del Tera a unos 1.000 m. sobre el nivel del mar.


Dentro de los límites del LIC, se encuentra el Parque Natural del Lago de Sanabria y alrededores, que incluye a cuatro Ayuntamientos (Galende, Trefacio, Cobreros y Porto) con multitud de pequeños pueblos con una población reducida y envejecida, que aún mantiene vivas costumbres y tradiciones que constituyen un legado único.






Proyecto LIFE / Ámbito de actuación / LIC y PN. Lago de Sanabria y alrededores / Régimen de protección


El Parque Natural del Lago de Sanabria es el primer espacio natural protegido declarado de Castilla y León. Su declaración se remonta al año 1978, por el Decreto 3.061/78. En el año 1990 se amplió su superficie a las 22.365 Ha. de la actualidad.


En 1991, con la publicación de la Ley 8/1991, de Espacios Naturales de la Comunidad de Castilla y León, pasó a denominarse “Parque Natural del Lago de Sanabria y alrededores”, integrándose en la Red de Espacios Naturales (REN) de la Comunidad de Castilla y León.


En el año 1998 una superficie mayor a la del Parque, fue propuesta para su inclusión en la Red Natura 2000 como Lugar de Interés Comunitario (LIC), bajo la denominación “LIC del Lago de Sanabria y alrededores ES 4190009 ” y en el 2000 fue declarado Zona de Especial Protección para la Aves, ZEPA (ES4190009), por la presencia, entre otras, de especies como la perdiz pardilla (Perdix perdix), el aguilucho cenizo (Circus pygargus) y el águila real (Aquila chrysäetos).





Proyecto LIFE / Ámbito de actuación / LIC y PN Lago de Sanabria y alrededores / Medio Natural / Geología. El modelado glaciar


Los episodios glaciares del Cuaternario marcaron profundamente estas tierras, moldeando la topografía de la penillanura existente, que por el efecto de los desplazamientos de las masas de hielo formaron una serie de circos, morrenas y cubetas glaciares, creando una fisonomía muy singular, en origen principal motivo de protección del Espacio.


El modelado glaciar resultante, originó más de 20 lagunas permanentes, todas declaradas Zonas Húmedas Catalogadas. Entre ellas destaca el Lago de Sanabria, el mayor lago de origen glaciar de la península ibérica, con unas dimensiones máximas de 3.178 mts. de longitud, 1.590 mts. de anchura y una profundidad media de unos 35 mts.





Proyecto LIFE / Ámbito de actuación / LIC y PN Lago de Sanabria y alrededores / Medio Natural / Fauna


Las influencias atlántica y mediterránea han propiciado la existencia de hábitats muy diversos que acogen a una fauna excepcional.


Entre los mamíferos ligados al medio acuático destacan especies, como la nutria (Lutra lutra), identificativa del Parque Natural, y el desmán ibérico (Galemys pyrenaicus). También es destacable el grupo de los murciélagos, entre los que se encuentran especies de interés comunitario como la Barbastela (Barbastella barbastellus), el murciélago de cueva (Miniopterus schreibersii), el murciélago ratonero mediano (Myotis blythii) y el murciélago pequeño de herradura (Rhinolophus hipposideros). Otra especie emblemática es el lobo ibérico (Canis lupus signatus), presente en todo el Lugar de Interés Comunitario pero sin alcanzar unas densidades elevadas, y el corzo (Capreolus capreolus) por su abundancia.


En cuanto a las aves, hay varias especies que por su delicada situación poblacional en el ámbito de la Unión Europea, han propiciado la declaración de Zona de Especial Protección para las Aves (ZEPA). Las especies más singulares ligadas al medio acuático son el martín pescador (Alcedo atthis) y el mirlo acuático (Cinclus cinclus). Ligadas a otros medios se citan más de 20 especies incluidas la Directiva Aves (Directiva 79/409/CEE).


La riqueza y biodiversidad de anfibios es extraordinaria, como era de esperar en un entorno donde el medio acuático es pieza fundamental de su paisaje. Se citan hasta un total de 10 especies, siendo algunas de las más destacables el tritón ibérico (Triturus boscai), la salamandra (Salamandra salamandra), el sapo común (Bufo bufo), el sapo corredor (Bufo calamita), el sapillo pintojo (Discoglossus galganoi), la rana patilarga (Rana iberica) y la rana de San Antonio (Hyla arborea).


Entre los lacértidos, son destacables por su interés de conservación en el ámbito europeo: la lagartija serrana (Lacerta monticola) y el lagarto verdinegro (Lacerta schreiberi). Igualmente, entre las especies de peces destacan la bermejuela (Chondrostoma arcasii) y la boga (Squalius polylepis).


Esta constatada la presencia histórica de la náyade Margaritifera margaritifera, sin embargo, en la actualidad apenas quedan unos pocos ejemplares dentro del espacio natural.



Nayades

Náyades en el lecho del río



Proyecto LIFE / Ámbito de actuación / LIC y PN. Lago de Sanabria y alrededores / Medio Natural / Vegetación


Los bosques de roble melojo (Quercus pyrenaica) constituyen la formación arbórea más representativa de este territorio, siendo la especie mejor adaptada a las condiciones de transición entre las regiones mediterránea y eurosiberiana. En las partes más elevadas se pueden encontrar abedulares (Betula alba) y en las riberas de ríos y arroyos, bosques riparios de alisos (Alnus glutinosa) y saucedas (Salix sppl.).


Este elenco de formaciones arbóreas se completa con la existencia casi relíctica de acebedas (Ilex aquifolium) y tejedas (Taxus baccata).


Brezales, piornales y formaciones de Genista sanabrensis son las formaciones arbustivas dominantes, ocupando las cumbres de las sierras, en las partes altas de la sierra, allí donde el fuego y el ganado no han mantenido las praderas.


Entre las especies de importancia comunitaria, incluidas en la Directiva Hábitats (Directiva 92/43/CEE) destacan Eryngium viviparum, Narcisus pseudonarcisus nobilis, Santolina semidentata y Festuca elegans.






Proyecto LIFE / Ámbito de actuación / LIC Lago de Sanabria y alrededores / Medio Humano / Arquitectura tradicional


La casa tradicional era una construcción de piedra, de planta cuadrada o rectangular, con el tejado de losa de pizarra. El edificio disponía de dos plantas, destinando la planta inferior a alojar al ganado, y la superior a vivienda, a la que se accedía por una escalera situada en el exterior del edificio.


Su interior muy sencillo, estaba constituido por la cocina, que constituía el espacio principal de la vivienda, y las mas de las veces el único espacio, y en épocas más recientes alguna alcoba. La cocina era el centro de la vivienda, con la chimenea, la larerira, el pote, la caldera, el escaño, la mesa y el vasar, junto con las arcas y paneras donde se guardaban ropa y alimentos componían todo el mobiliario.


Apenas quedan ya restos de otras construcciones más primitivas, viviendas de planta baja con tejado de paja de centeno, llamado cuelmo, donde animales y personas compartían un espacio común. La utilización de cubiertas vegetales de paja quedó relegada a pajares, molinos, hornos y cuadras.





Proyecto LIFE / Ámbito de actuación / LIC Lago de Sanabria y alrededores / Medio Humano / Sus gentes y sus modos de vida


La dureza del clima en la comarca y la escasa productividad de los suelos para la producción agrícola condicionaron el modo de vida de los sanabreses, así la ganadería sostenía a la Familia que pretendía ser una unidad de producción autosuficiente.


Las vacas generaban la mayor parte de los pocos ingresos en moneda, mediante la venta de terneros, básicamente exportados a otras comarcas más orientales como bestias de tiro. Un organizado sistema de prados regados, aprovechados a diente en el otoño y reservados para la siega estival, que llenaba los pajares para alimentar al ganado en invierno; y un aprovechamiento rotativo de los pastizales comunales y de los puertos de la sierra permitieron mantener un reducido número de vacas por familia.


Casi todas las familias mantenían además unas pocas ovejas, cuya lana, junto con el lino, era la base textil tanto para la indumentaria personal como para el ajuar doméstico; los corderos se mantenían dos o tres años en casa para la producción de carne denominada castrón. Un cerdo, una cabra productora de leche y unas gallinas completaban el ganado a cargo de la familia.


El centeno, base de de la alimentación, se cosechaba en pequeñas fincas en los mejores suelos de cada pueblo. La producción agrícola se completaba con unas cortinas, las más de las veces de secano dedicadas a la producción de patata, legumbre, berza, nabos y alguna hortaliza. En el entorno de los pueblos además se cultivaban castaños, de trascendental importancia alimenticia en épocas más antiguas, nogales y otros frutales como manzanos, cerezos y perales.





Proyecto LIFE / Ámbito de actuación / LIC Lago de Sanabria y alrededores / Medio Humano / La trashumancia



Los inmensos pastaderos de la parte alta de la comarca, las sierras, fueron desde muy antiguo apreciados para el aprovechamiento estival de los rebaños trashumantes por ello estuvieron sometidos a constantes disputas entre los señores feudales de la comarca, los monjes del Monasterio de san martín de Castañeda, y los vecinos de los pueblos.


Ya en el siglo pasado la mayoría de los puertos pasaron a ser propiedad de los vecinos de cada pueblo que formaron sociedades para la explotación de los mismos; así los ganados de ovejas o rebaños y las vacadas y yeguadas de cada pueblo pasaban los meses de verano en las sierras al cargo de pastores, zagales y vaqueros de cada localidad, compartían los pastos con los grandes rebaños merinos de señores de las tierras de Castilla o Salamanca o Extremadura o con otros mas modestos de churras sayaguesas u ovejas negras de Aliste, las rentas del alquiler de estas sierras sostenían a duras penas a los pastores que las guardaban y cubrían los impuestos que las gravaban.


Los pastores de estos rebaños forasteros pasaban el verano en pequeños chozos de piedra cubiertos de terrones –tiras de pradera arrancadas del suelo con tierra- en los que unas piedras hacían de hogar para el fuego y un haz de escobas la cama. Estos trashumantes, junto con sus ganados trajeron prácticas culturales, gastronómicas y folclóricas que aún hoy se conservan en la comarca.





Proyecto LIFE / Ámbito de actuación / LIC Lago de Sanabria y alrededores / Medio Humano / Turismo


El turismo se ha convertido actualmente en uno de los recursos socioeconómicos más importantes de la comarca. Centrado inicialmente en el aprovechamiento recreativo del entorno del Lago de Sanabria, en la actualidad, se promocionan activamente multitud de recursos orientados a dar a conocer al visitante los valores etnográficos, culturales y naturales del espacio.


En la localidad de San Martín de Castañeda, en un antiguo monasterio Cisterciense de la Edad Media, se ubica la Casa del Parque Natural. La Casa del Parque, actúa como centro de interpretación del mismo, y en ella recibiremos abundante información acerca de los valores naturales, las singularidades del Parque y el Proyecto LIFE Náyade.


Con el fin de hacer accesible a los visitantes el Lago y su entorno se han diseñado cinco itinerarios interpretativos, que pueden dar comienzo desde la Casa del Parque, la Casa de la Calella en Quintana de Sanabria y la oficina de información del Parque Natural; además de estos itinerarios el parque dispone de una red de sendas de montaña, orientadas al conocimiento de las partes altas del mismo, caminos tradicionales, que unen las localidades del espacio y otras como sendas de esquí de travesía, areas recreativas, miradores etc.


La dirección de la Casa del Parque es:


Casa del Parque del Lago de Sanabria
Plaza de la Iglesia s/n
49360 – San Martín de Castañeda (Zamora)
Telf. 980 62.20.63